Marzo, Mes Internacional de la Mujer – Ana Cecilia Blum

TRES PROSAS DE ANA CECILIA BLUM

El Señor de los Bigotes

El Señor de los Bigotes y tú duermen juntos, muy pegaditos; momentos entrañables, tan íntimos en donde te enseña toda su bondad y sutileza; se acerca, te roza suavecito, te hace sentir que eres importante, única, imprescindible, suya para siempre. Sin embargo, la mañana revienta y si no te has levantado a tiempo para prepararle su desayuno, él rasga tu piel, te muerde. Más tarde, un tanto agradecido busca tus ojos, te regala un par de guiños, marca tu cuerpo con su esencia y te hace saber que está contento; entonces tú te derrites y crees que te ama, estás convencida de que adora tu compañía y que es tuyo para siempre. Hasta el momento en que abres la puerta y él muy rápido se escabulle entre las piernas; lo llamas, corres detrás, lo persigues por cuadras, pretende no conocerte, todavía se aleja más de ti, y cuando por fin lo alcanzas suelta un gruñido fiero, te atisba con rabia. Desconsolada lo llevas a casa, él enojado se retira por horas hacia alguno de sus escondites mientras tú te indignas, fastidias, lloras; hasta que finalmente entiendes que solo eres su sirviente, pero aun así, no puedes dejar de amarlo para siempre.

(Absurdities, 2013)

 

 

La Tierra es una Caja

El Hombre atiende primero la caja de los límites internos, la de adentro, esa de los aposentos oscuros: algunos sellados, otros semiabiertos. Luego se dirige hacia las demás cajas, se mueve en ellas, casi existe con total confianza. En la caja de las habitaciones -donde entran las lunas y los soles- descansa, prepara los alimentos, se baña, se viste y enciende aquel artefacto irresistible que posee los poderes de encantamiento o depresión. Más tarde explora el espacio de otra caja, una mayor, aquella de los caminos largos, las luces de control y los mandatos colectivos. Después arriba al trabajo y a la universidad, cajas de urdimbres, responsabilidades, rutinas y obligaciones a ratos intolerables. Sale de allí y busca la naturaleza, pero el bosque, la laguna, el mar o la montaña parecen existir solo en su imaginación, en la escalera doliente de todas las cosas acartonadas; y así, con la inefable tristeza de los descubrimientos amargos, El Hombre concluye que la tierra, en sí misma, es solamente una metáfora inmensa.

(Absurdities, 2013) 

 

La Niña de las Manos Chuecas

“Yo no tenía zapatos y me quejaba hasta que conocí a un hombre que no tenía pies”. 

~ Proverbio Hindú

Sus manos son pequeñas, y una más pequeña que la otra; son extrañas, no son comunes, no son como todas las otras manos del mundo. Sus manos se mueven diferentes, caen para un lado y para el otro con un ritmo torpe, errático, seco. Tienen poca fuerza en las simples labores diarias, pero logran hacerlas, y aún más, llevan el carácter para golpear el teclado, inventar historias, trazar garabatos. Sus manos a menudo juegan y sonríen y pintan y cantan y sirven el té; pero también lloran y gritan y se retuercen de ira y rompen tazas. Sus manos podrían asustar si las miras muy de cerca, son feas, bastante chuecas, doloridas, rebeldes; pero son sus manos y ella las quiere, las recibe, las celebra; son las únicas que tiene, y aunque no sean bonitas o completas, ellas existen, existen y son suyas.

(Libre de espanto, 2012)

 

Ana Cecilia Blum. (Ecuador, 1972). Poeta y ensayista. Sobreviviente de poliomielitis. Estudió Letras Hispánicas en Estados Unidos y Ciencias Políticas en Ecuador. Autora de los poemarios: Descanso sobre mi sombra, 1995; Donde duerme el sueño, 2005; La que se fue, 2008; La voz habitada (Co-autora), 2008; Libre de espanto, 2012; Todos los éxodos (Antología Personal), 2012; Poetas de la Mitad del Mundo, Antología de Poesía escrita por Mujeres Ecuatorianas (Co-Antóloga), 2013; Áncoras, 2015 y Rituales (Co-autora), 2016. Ha sido invitada a leer su poesía en la Biblioteca del Congreso de los Estados Unidos, dentro del marco del encuentro literario La Pluma y la Palabra en Washington D.C.; ha participado en varios festivales literarios en América y Europa, entre ellos el Encuentro de Poetas Iberoamericanos en Salamanca, la Feria Internacional del Libro de Miami, el Encuentro de Poesía Pararelo Cero y el Festival de la Lira en Cuenca. Actualmente ejerce la enseñanza del Idioma Español como Lengua Extranjera; dirige la gaceta literaria Metaforología; coordina el Fondo Poético para las Américas (un pequeño fondo privado establecido para difundir digitalmente las letras hispanas); realiza investigación literaria en el campo de la poesía ecuatoriana escrita por mujeres; y colabora con varias revistas culturales.

 

 

 

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s